CLAVE_DEL_EXITO_RAMO MOBILE_CLAVE_DEL_EXITO_RAMO
HISTORIAS DE NUESTRA GENTE

TRABAJAR CON AMOR
ES LA CLAVE DEL ÉXITO

 

Para José Delgado el bienestar de los empleados es la prioridad, por eso la generosidad es uno de los pilares de trabajo de este hombre

 

Hay dos cosas que hacen brillar los ojos de José Delgado: hablar de su hija, a quien cariñosamente llama ‘mi gomelita’, y su trabajo en la granja avícola La Uchuta en donde coordina y supervisa los procesos de producción aplicando la amplia experiencia que le brindan casi 40 años de ejercicio profesional. Este hombre es uno de los responsables de que los productos Ramo tengan ese sello inconfundible de sabor y frescura que los ha mantenido en el mercado por más de 60 años.

 

Además de manejar la granja, Delgado tiene a su cargo el Molino Las Mercedes, ubicado en el centro de Bogotá, en el que Ramo produce la harina con la que se fabrican los Chocoramos, Ponqué Gala y todos los demás productos que por años se han robado el corazón de todos los colombianos y se han convertido en un ícono del país.

 

Así las cosas, podríamos decir que José, veterinario de profesión, tiene en sus manos buena parte del éxito de la empresa, pues produce el 70% de las materias primas necesarias para cumplir con las metas establecidas. Sabe de la importancia de garantizar la calidad y frescura de estos productos. Conoce a la perfección los procesos de producción y sabe optimizarlos para lograr los mejores resultados posibles.

 

Delgado tiene el conocimiento en sus manos, pero sabe también que no solo de él depende que todo salga bien, sabe que cada una de las personas que trabajan con él en la granja y en el molino son fundamentales para lograr mantener en alto el nombre de Ramo y garantizar que siga siendo una de las empresas más renombradas del país. Por eso se ha encargado de mejorar las condiciones laborales de sus colaboradores y de tener a la generosidad como bandera de su labor directiva.

 

“Una persona con hambre no trabaja. Una persona que no descansa, hace el trabajo de mala gana. Yo creo que entre mejor se trate a los colaboradores, mejor van a trabajar y cada cosa que salga de las manos de un trabajador feliz va a ser mucho mejor”, dice Delgado. Y esto no se queda en palabras. En la granja La Uchuta, ubicada en la zona rural de Cachipay (Cundinamarca), los más de 70 trabajadores reciben totalmente gratis el desayuno y el almuerzo en el casino.

 

 

 La herencia

 

“Don Rafael siempre se preocupaba porque los trabajadores estuvieran a gusto. Por eso él siempre trataba de emplear la mayor cantidad de gente de la zona. Esa es la herencia que él dejó: la generosidad”, relata el doctor Delgado al recordar al fundador de Ramo y hablar de sus políticas empresariales.

 

La capacitación constante de las personas que trabajan en Ramo es otra de las ventajas ofrecidas a los empleados y ellos saben cómo aprovecharlas porque como cuenta José, sus colaboradores ponen todo el empeño cuando la empresa les ofrece estas oportunidades y después aplican todo lo aprendido para mejorar el rendimiento de la empresa, extendiendo esa cadena de generosidad que nació de Molano.

 

Delgado sabe del potencial de sus empleados, confía en ellos y por eso entrega sin miramientos las mejores condiciones posibles para garantizar el bienestar de la gente que trabaja con él, porque según José es esa la verdadera riqueza de Ramo.

 

Así como trabaja el doctor Delgado, así trabajamos en Ramo. Le ponemos generosidad a todo lo que hacemos.